En Culiacán se decidió proteger a los ciudadanos: AMLO

0
11

Tras la identificación y liberación de Ovidio Guzmán, hijo de Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán, ocurrida ese jueves en Culiacán, este viernes durante la conferencia de prensa matutina desde el estado de Oaxaca, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que respaldó la decisión del Gabinete de seguridad respecto a las balaceras que se dio tras una ola de enfrentamientos en distintos puntos de la ciudad.

“La decisión la tomó el Gabinete de Seguridad de manera conjunta colegiada, secretarios de la Defensa, Marina y Seguridad Pública; yo respaldé esa postura porque considero que lo más importante es la protección de las personas, lo más importante es que no haya muertos, lo más importante es la paz”, dijo en rueda de prensa desde Oaxaca.

Y agregó: “esto comenzó alrededor de las 3:00 de la tarde, un poco más, me informaron y de inmediato se reunieron los integrantes del Gabinete de Seguridad para darle seguimiento a todo este asunto, el secretario de Defensa, Marina y Seguridad se reunieron y le dieron seguimiento al problema y tomaron decisiones que yo respaldo, que yo avalo porque se tornó muy difícil la situación”.

Indicó que, por los enfrentamientos, estaban en riesgo la vida de muchas personas y por ello se decidió proteger la vida de los ciudadanos en vez de centrarse en la captura de un delincuente.

“Yo estuve de acuerdo con eso porque no se trata de masacres, ya eso ya se terminó, no puede valer más la captura de un delincuente que las vidas de las personas. Ellos tomaron esa decisión y yo la respaldé”, manifestó.

Fue un operativo

El mandatario explicó que llevó a cabo el Ejército a partir de una orden de aprehensión de un presunto delincuente. “Como ya lo expliqué hubo una reacción muy violenta y se ponía en riesgo la vida de mucha gente. Esta decisión se tomó para proteger a los ciudadanos, no se puede apagar el fuego con el fuego, esa es la diferencia de esta estrategia con relación a lo que han hecho los anteriores gobiernos, nosotros no queremos muertos, no queremos la guerra”, abundó.

Señaló que la nueva política de Seguridad cuesta trabajo entenderla a muchos, pero la estrategia que se estaba aplicando antes convirtió el país en un cementerio y eso es lo que quiere evitar su gobierno.

“No es fácil, es un proceso, no es sencillo porque se dejó avanzar mucho el problema, tenemos que enfrentar dos mafias, la delincuencia de cuello blanco, también dañina, que se arraigó y la estamos combatiendo y las bandas de la delincuencia llamada organizada, eso es lo que enfrentamos, pero con rectitud, con honestidad, con justicia vamos a garantizar la paz y la tranquilidad en el país”, acotó.

Además, indicó que se debe insistir mucho en que no se opte por la violencia, sino buscar la conciliación con el diálogo. “Las autoridades estamos obligados a buscar la reconciliación entre los pueblos y yo creo que eso es posible”, enfatizó.

 

 

Con información de Publimetro.